Nuevos hechos de violencia causan ausentismo escolar en El Limonar

0
258

*Por seguridad se omiten los nombres de las fuentes

Las complicadas situaciones de violencia ocurridas en las últimas horas en el barrio El Limonar del corregimiento San Antonio de Prado de Medellín, tienen atemorizada a la comunidad educativa del sector. Ayer el ausentismo en el colegio Fe y Alegría fue de 85 estudiantes y hoy, solo en la jornada de la mañana, 112 alumnos no asistieron a clases. Los enfrentamientos, las amenazas de los grupos ilegales y los rumores de un ataque a la institución generan un ambiente de zozobra.

Según pudo establecer la agencia de prensa del IPC, el día de ayer un padre que llevaba a su hijo a clases fue interceptado por un joven que lo intimidó con un arma de fuego y le dijo que se devolviera porque no querían gente de El Limonar 2. Cuando el padre recriminó, que él no hacía parte del conflicto y que sólo llevaba a su hijo a la escuela, el joven amenazó con dispararle. Papá e hijo se devolvieron para la casa.

En la noche de ayer ocurrieron nuevas confrontaciones de combos del Limonar 1 y 2 que se enfrentaron a la fuerza pública presentandose una asonada.

Estas situaciones, sumadas al asesinato el pasado miércoles 24 de julio de María Oliva Alzate Pérez, de 53 años, madre comunitaria del Jardín Infantil Bueno Comienzo, en el Limonar 1, tienen atemorizada a la comunidad educativa de la zona que reclama mayores condiciones de seguridad para enviar a sus hijos a estudiar.

Es de señalar que estas agresiones contra las instituciones educativas de El limonar, vienen ocurriendo desde el año 2010 cuando se intensificaron las confrontaciones entre los combos del sector.

El 17 de abril de 2013 el rector del colegio El Limonar, Luis Reinaldo Londoño, fue víctima de un ataque de sicarios al que por fortuna sobrevivió. El directivo debió ser trasladado a otra institución.

Por su ubicación, el colegio Fe y Alegría es considerado parte de una frontera invisible, lo que lo ha hecho más vulnerable a las agresiones de los grupos ilegales. Por esta razón varios padres de familia están pidiendo el traslado de sus hijos al colegio Corvide, pero al ser una institución de educación por cobertura, se requiere una autorización de la Secretaría de Educación de Medellín para habilitar nuevos cupos escolares.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here