Clacso

CLACSO expresa su más pleno rechazo a las irregularidades observadas en el proceso electoral de Honduras. Un operación golpista e ​i​legal mediante la que se pretende forjar un nuevo fraude electoral grotesco y brutal, una nueva desestabilización del estado de derecho democrático en el país.

La experiencia histórica nos ha mostrado con crueldad que lo que sucede en uno de nuestros países, sucede en todos los demás. Así, la violación de las garantías democráticas en Honduras, supone la vulneración de las garantías democráticas en el resto de América Latina.

Apoyamos y nos solidarizamos con el pueblo hondureño, con sus partidos, sindicatos, movimientos y organizaciones democráticas. Marchamos y nos movilizamos con ellos, ejerciendo el legítimo derecho de cada hondureño y de cada hondureña de elegir libremente su gobierno, de vigilar cualquier ​tentativa de fraude electoral y de resistir pacíficamente todo quebrantamiento de la soberanía popular.

Condenamos la represión que el gobierno nacional, a través de sus fuerzas militares y policiales, ha emprendido contra el pueblo hondureño. Exigimos el cese inmediato de la violencia estatal y el juicio y castigo a los responsables por este brutal atropello a los derechos humanos. Decenas de vidas se han perdido por la acción represiva de las fuerzas públicas de Honduras. La violencia estatal no puede continuar impune, manchando de vergüenza y dolor el presente y el futuro de este país de gente heroica y buena.

Reclamamos que se deponga de inmediato el toque de queda y las persecuciones violentas contra la población civil. Debe revisarse con absoluta transparencia el proceso electoral y respetar la voluntad del pueblo hondureño. No aceptamos un nuevo golpe en ningún país de América Latina. No aceptamos más violencia y represión. No aceptamos que se vulneren nuestros derechos. No lo aceptamos y lucharemos con las armas de la inteligencia, el conocimiento y el compromiso político incansable contra quienes quieren seguir haciendo de los nuestros, países donde reina el silencio, la impunidad y el privilegio.

Comité Directivo
Secretaría Ejecutiva de CLACSO

Tegucigalpa, 4 de diciembre de 2017

1 Comentario

  1. En Honduras ese ridículo pero asesino dictadorzuelo vengonsozamente para estos tiempos, pretende reanudar la tragedia latinoaméricana por decenios de dictaduras dirigidas por bestias sangrientas y ladronas, bajo el impulso y la protección de los Estados Unidos. Si en Honduras se impone ese monigote de dictador y en México se impone la reforma legislativa que pretende el voraz representante de la gran pandilla de saqueadores de México, Enrique Peña Nieto, sería la reanudación de los gobiernos militares genocidas que seguiría extendiéndose. Por eso, además de la presión de nuestros pueblos, debe haber una abierta reacción de los organismos internacionales contra estos dos delincuentes.

Dejar respuesta